¿Cómo mejorar el rendimiento de los juegos de computador?

¿Cómo mejorar el rendimiento de los juegos de computador?

Si eres gamer de corazón, entiendes lo frustrante que son los bajones de FPS y las pérdidas de rendimiento. Pero no desesperes, échale un ojo a estos consejos básicos y un poco más avanzados (overclock y limpieza interna) para mejorar la experiencia.

También encontrarás lo que necesita un PC gamer alto rendimiento para disfrutar la mejor experiencia de juego.

Cómo mejorar el rendimiento de los juegos: nivel básico

1. Optimiza las configuraciones gráficas de cada juego

Prueba cambiar la configuración gráfica de cada juego para determinar cuál te da mejores resultados. Empieza con opciones predeterminadas (calidad baja, media o alta) o modifica manualmente las siguientes características:

  • Resolución.
  • Texturas.
  • Sombras.
  • Suavizado de bordes.
  • Reflejo.
  • Visión lejana.
  • Detalles del escenario.

2. Ajusta el plan de energía

Los notebooks ofrecen la opción de ajustar el plan de energía en economizador, equilibrado y alto rendimiento en aras de conservar la autonomía. Para mejorar el rendimiento en juegos, cámbialo a alto rendimiento y saca lo mejor de tu CPU y GPU.

3. Libera aplicaciones y programas

Cierra programas y procesos innecesarios en segundo plano que te consuman RAM y CPU. Desde el «administrador de tareas/procesos» puedes hacerlo.

4. Actualiza el equipo

Las actualizaciones de drivers, juegos y sistema operativo solucionan errores y pueden mejorar el rendimiento general del equipo.

Ahora, si tu duda es cómo mejorar el rendimiento de los juegos en Windows 10, las opciones anteriores son igualmente válidas. Sin embargo, en Windows 10 tienes la oportunidad de habilitar el «modo juego» para mejorar el rendimiento.

Cómo mejorar el rendimiento de los juegos: nivel avanzado

1. Haz overclock

Al hacer overclock aumentarás la velocidad de trabajo (MHz) del GPU y CPU, y en su defecto verás una mejoría en los juegos. Pero ojo, esto puede recalentar el equipo y causar problemas. Así que presta mucha atención a la temperatura y ajusta el overclock a un punto de equilibrio.

En ese sentido, puede ser buena idea considerar un equipo con ventilación AeroBlade 3D, como los que incorporan los notebooks Nitro 5 y Predator de Acer, con las aspas más finas del mundo y permitiendo un 25% más de flujo de aire.

Asimismo, los notebooks gamers de Acer incorporan NitroSense, una herramienta que te permite monitorear en tiempo real la temperatura del procesador y la tarjeta gráfica, además de regular las RPM de los ventiladores mediante Acer CoolBost, lo que logra mantenerlos en óptimo funcionamiento constantemente.

2. Dale mantenimiento a los componentes

Con el tiempo, las rendijas de ventilación y otros componentes se llenan de polvo, así como la pasta térmica del CPU y GPU se va deteriorando. Limpia el equipo frecuentemente y acude al servicio técnico cada vez que lo consideres necesario, para cambiar la pasta y darle más vida a tu equipo; esto te ayudará a mejorar el rendimiento en juegos.

Componentes para PC gamer: alto rendimiento

1. Aprovecha las ventajas de un monitor gamer

Los monitores tradicionales suelen reproducir 60 imágenes por segundo (Hz), pero si quieres tener una experiencia de juego óptima, debes aprovechar las ventajas de un monitor curvo con 144 Hz. Completa la experiencia con un monitor que tenga tiempo de respuesta máximo de 4 ms, como la línea de monitores que ofrece Acer, con sus monitores 144hz, que incluye todas estas características.

2. Utiliza una GPU dedicada

Una GPU o tarjeta de video integrada te puede alcanzar para tareas de oficina, pero para sacar lo mejor de un juego se queda corto. Sobre todo en los notebooks, aprovecha el potencial de una tarjeta de video integrada o de lo contrario tendrás un rendimiento bastante limitado.

Las tarjetas NVIDIA GeForce 1650 y NVIDIA RTX 2080, por ejemplo, poseen la tecnología necesaria para llevar el rendimiento de tu notebook al siguiente nivel.

3. Busca un procesador potente

Para correr tus juegos favoritos y aprovechar la potencia de tu tarjeta gráfica integrada necesitas una CPU potente. Lo ideal es que utilices desde un procesador Intel Core i5 o AMD Ryzen 5 en adelante.

4. Incorpora mínimo 8 GB de RAM

Si no quieres tener problemas de rendimiento y tener que cortar procesos para poder jugar, necesitarás al menos 8 GB de RAM.

En conclusión, si estás pensando en actualizarte y dejar atrás los problemas de rendimiento, en los monitores y notebooks gamers de Acer encontrarás los componentes de alto rendimiento que necesitas, garantizando así el desarrollo de tus partidas sin lag y con el menor número de interrupciones posibles.

Te podría interesar

Festigame 2022: ¿Qué se puede hacer en este festival?

Si eres un amante de los videojuegos, entonces